Si bien la palabra “fakir” se ha utilizado en Occidente para denotar una especie de malabarista itinerante o un hacedor de maravillas, su significado real es simplemente “un hombre humilde”. La humildad del Buscador es el primer requisito. Debe renunciar a su lucha por meros objetivos mundanos hasta que tenga la perspectiva correcta de la razón de la vida. De hecho, esto no es contradictorio. Porque un humano podrá disfrutar legítimamente de las cosas del mundo siempre que haya aprendido a utilizarlas con humildad.

Lo que le ha dado a los Sufis – en su papel de faquires o derviches – ese halo de invulnerabilidad, infalibilidad y superioridad, es la aplicación de esta doctrina. No hay duda alguna de que la concentración mental lograda por los Sufis es la responsable de lo que podría clasificarse como manifestaciones verdaderamente sobrenaturales. Hay casos, registrados con toda la rigurosidad histórica que se podría esperar, del extraño poder de algunos de estos hombres. Abordando la cuestión de la forma más científica posible, son muchos los casos de falsos Sufis que simplemente juegan con la credulidad de las masas. Por otro lado, decenas de miles de personas imparciales están convencidas de que el Tasawwuf puede otorgar un poder inaudito a algunos de sus practicantes.

Aquí resulta necesario señalar, como en otras partes de este libro, que tales manifestaciones pueden, si son verdaderas, ser simplemente la aplicación de los secretos de la naturaleza que aún son imperfectamente comprendidos por la ciencia ortodoxa.

la palabra “fakir”


Oriental Magic

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cuanto más profundo uno se adentra en el estudio de lo sobrenatural y sus devotos, más evidente resulta que las tendencias de pensamientos similares han hecho que las mentes de los hombres trabajen de forma parecida entre comunidades tan diversas que podrían pertenecer a mundos diferentes.

Leer Más