Fibonacci, el matemático que se puso a contar conejos y descubrió la secuencia divina

 

Durante los siglos en que China, India y el imperio islámico habían estado en ascenso, Europa había caído bajo una sombra.

Toda la vida intelectual, incluido el estudio de las matemáticas, se había estancado.

Pero en el siglo XIII, las cosas estaban empezando a cambiar.

Liderada por Italia, Europa empezó a explorar y comerciar con el oriente.

Con ese contacto llegó la difusión del conocimiento oriental hacia occidente.

Y sería el hijo de un funcionario de aduanas quien se convertiría en el primer gran matemático medieval de Europa.

Leer Más