Falsos maestros

R: Esta es una de las preguntas más comunes, y hay casi tantas respuestas como gente que pregunta. Donde haya una cosa verdadera o útil, con seguridad habrá una falsificación. Esto no significa que la intención original fuera mala, pero las cosas resultan mal si no están organizadas correctamente. No hay diferencia entre este problema y aquel del ‘taiwanés herido de amor’: Había una vez un joven en Taiwán que deseaba ardientemente que cierta joven se casase con él. Le escribió cartas durante un período de dos años, a razón de una por día, declarando su amor. Esto continuó, dice United Press, desde 1972 hasta 1976. Sin ese esfuerzo habría sido difícil que la mujer se comprometiese, tal como lo hizo, con el cartero que le llevaba las cartas.

El Buscador de la Verdad
Léelo gratis, aquí:
http://idriesshahfoundation.org/es/libros/el-buscador-de-la-verdad/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s