Bahaudin y el vagabundo

Bahaudin y el vagabundo

Bahaudin el-Shah, gran maestro de los derviches Naqshbandi, encontró un día a un cofrade en la gran plaza de Bujara.
El recién llegado era un kalendar* errante de los Malamati, los “Censurables”. Bahaudin estaba rodeado por sus discípulos.
“¿De dónde vienes?”, le preguntó al viajero, con la habitual expresión Sufi.
“No tengo idea”, dijo el otro, sonriendo tontamente.
Algunos de los discípulos de Bahaudin murmuraron su desaprobación por esta falta de respeto.
“¿A dónde vas?”, persistió Bahaudin.
“No sé”, gritó el derviche.
“¿Qué es el Bien?”
Para entonces ya se había reunido una gran multitud.
“No lo sé.”
“¿Qué es el Mal?”
“No tengo ni idea.”
“¿Qué es lo Correcto?”
“Todo lo que es bueno para mí.”
“¿Qué es lo Equivocado?”
“Todo lo que es malo para mí.”
La multitud, irritada por este derviche más allá de su paciencia, lo ahuyentó. Así fue que partió, dando decididas zancadas en una dirección que, hasta donde se sabía, no llevaba a ninguna parte.
“¡Tontos!”, dijo Bahaudin Naqshband, “este hombre está representando el papel de la humanidad. Mientras ustedes lo despreciaban, él estaba demostrando deliberadamente la falta de atención y negligencia que todos ustedes ostentan, de forma inconsciente, todos los días de sus vidas.”

* Derviche errante. En otros textos Sufis aparece con distinta grafía, como “kalandar”.

La sabiduría de los idiotas
Puedes leer el libro, gratis, aquí:
http://idriesshahfoundation.org/…/la-sabiduria-de-los-idio…/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s